10 Remedios Caseros para las Venas Varicosas

Las várices son una afección que se produce cuando las venas se inflaman y se agrandan. Esta afección puede causar dolor y malestar en algunas personas. Además de los tratamientos médicos, hay también remedios caseros que se pueden utilizar para reducir la apariencia y el dolor de las várices. En este artículo, se describen 10 maneras naturales de tratar las várices en el hogar.

Las várices surgen cuando las válvulas en las venas se debilitan. Estas válvulas normalmente impiden que la sangre fluya hacia atrás en las venas, pero cuando están dañadas, la sangre puede acumularse en las venas, causando inflamación y deformidad. Las várices se pueden ver como venas oscuras o purpúreas que sobresalen bajo la piel. Otros síntomas incluyen dolor, pesadez, hinchazón, picazón, y calambres musculares.

10. Ejercicio:

hacer ejercicio regularmente ayuda a mejorar la circulación sanguínea y reducir la presión arterial, dos factores que contribuyen a la formación de várices. Ejercicios de bajo impacto, como nadar, caminar, ciclismo, y yoga, son buenas opciones.

9. Medias de compresión:

las medias de compresión se pueden comprar en la farmacia y pueden ayudar a aplicar presión en las piernas. Esto ayuda a mover la sangre hacia el corazón y aliviar el dolor asociado con las várices.

8. Extractos de plantas:

Algunos estudios sugieren que los extractos de castaño de indias, pino marino y ruscus pueden ayudar a reducir el dolor, la hinchazón, y la picazón en las piernas. Estos extractos deben diluirse antes de ser aplicados tópicamente o utilizarse en un difusor para la aromaterapia.

7. Cambios en la dieta:

Los alimentos ricos en sodio pueden causar retención de agua en el cuerpo, por lo que limitarlos puede minimizar este efecto. Para contrarrestar la retención de agua, es recomendable consumir alimentos ricos en potasio, como almendras, lentejas, papas, verduras de hoja verde, y algunos tipos de pescado como el salmón y el atún. Además, la fibra es importante para mantener el sistema digestivo en movimiento y prevenir el estreñimiento, lo cual puede agravar las válvulas venosas.

Los alimentos que son ricos en fibra incluyen nueces, semillas, legumbres, granos enteros como avena y trigo, y alimentos integrales. Para aquellas personas con sobrepeso, perder peso puede ayudar a reducir la presión en las venas y aliviar los síntomas de las várices.

Abra la página siguiente para leer más..